Marianne Gast (1910-1958)

Título: Marianne Gast (1910-1958)
Autora: Manuela Alonso Laza
Editorial: La Bahía
Edición: 2018
Medidas: 23.5 x 17.5 cm
76 páginas
ISBN: 9788494612879

10.00

Puedes reservarlo en info@artslibris.cat

Marianne Gast (Alemania: Schierke, 1910 – Colonia, 1958) fue la primera mujer del artista Mathias Goeritz (Dánzig [actual Gdansk], Polonia; 1915 – Ciudad de México, México; 1990). A pesar de que artísticamente vivió siempre a la sombra de su marido, esta traductora, galerista, profesora de idiomas y, sobre todo, fotógrafa, es autora de una obra de relevante interés. Marianne Gast realizó fotografía de paisaje, retratos, fotografía etnográfica, pero se especializó en la fotografía de arquitectura y obras de arte. En sus imágenes son importantes las líneas y los volúmenes. Hace temas de los detalles: fragmento de una pared, parte de unas vías de tren. Incluso en los primeros trabajos su mirada pasa de lo general a lo concreto, al detalle.

El Archivo Lafuente y el Centro de la Documentación de la Imagen de Santander (CDIS) del Ayuntamiento de Santander rinden homenaje a Marianne Gast al cumplirse el sesenta aniversario de su muerte. Y lo hacen con una exposición en el CDIS comisariada por Manuela Alonso Laza, en la que se muestra una selección de fotografías pertenecientes al Archivo Lafuente, concretamente al fondo documental Mathias Goeritz. Se trata de cuarenta y dos fotografías, firmadas por Marianne Gast o Marianne Goeritz, cuya temática está centrada en los proyectos El Eco (1952-1953) y Las Torres de Ciudad Satélite (1957), de Mathias Goeritz, aunque también hay imágenes relativas a la vida privada de la pareja.

Relacionados

Suscríbete al newsletter ArtsLibris 

ArtsLibris in English
will be available shortly

Els continguts de ArtsLibris en català estaran disponibles en breu

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar el uso que haces de nuestro sitio web. Puedes autorizar el uso de todas las cookies pulsando el botón «Aceptar» o obtener más información sobre cómo configurarlas, o rechazar su uso.